El cuello de la camisa según tú rostro

Antes de comprar una camisa, rara vez los hombres nos paramos a pensar si su diseño, su color o su tipo de cuello, siendo esto igual de importante, es el más adecuado para nuestra fisionomía. Al contrario que las mujeres, que suelen fijarse más en cómo les puede beneficiar cada tipo de camisa, nuestra elección se basa principalmente en la preferencia por un estampado, un color y un tipo de cuello. Sin embargo, debemos tener en cuenta que escogiendo correctamente el tipo de cuello de nuestra camisa podremos disimular desde una nuez abultada o un rostro alargado hasta otro visiblemente ancho.

¿Qué cuello le favorece?

 

 ROSTROS ANCHOS ROSTROS ANCHOS. Los hombres con este tipo de cara deberían escoger camisas con cuello de puntas largas y cerradas. El conocido como cuello inglés, cuello con solapas alargadas y estrechas, es siempre una buena opción para disimular una cara ancha. Por el contrario, el cuello italiano, un cuello con solapas muy abiertas, sólo consigue redondear aún más los rostros anchos. De tener un cuello normal pero levemente redondo, el cuello francés, de puntas largas similar al inglés pero algo más separadas, es un buen aliado. De contar con una cabeza de grandes dimensiones, deberemos escoger camisas con cuellos de solapas anchas y abiertas. Cuanto mayor sea la cabeza, mayor también debería ser el grado de abertura de las solapas.

 

 ROSTROS ESTRECHOS ROSTROS ESTRECHOS. Los hombres con rostro estrecho, por su lado, compensarían dicha característica escogiendo un cuello con solapas cortas y separadas. El mencionado cuello italiano será una elección acertada, considerando además que el grado de estrechez del rostro deberá repercutir en el de abertura de las puntas de su camisa. Para los rostros más estrechos los cuellos conocidos como full cutaway, cuellos con los picos muy abiertos, son de gran ayuda. Por el contrario, los cuellos de puntas largas y picos próximos entre sí sólo acentúan la estrechez de los rostros más delgados. Los hombres con una cabeza pequeña deberían hacerse con camisas de solapas pequeñas para así aparentar tener una cabeza más grande.

 

 ROSTROS ALARGADOS ROSTROS ALARGADOS. Los hombres con este rostro deben huir de los cuellos con pequeñas solapas y optar por camisas con cuellos de puntas largas y solapas anchas. Para un rostro achatado, en cambio, elegiremos camisas con cuellos de puntas cortas que aparenten alargar este contenido rostro.

 

 

 CUELLOS CORTOS. CUELLOS CORTOS. Buscaremos un cuello de camisa también de reducidas dimensiones. Cuanto más corto sea más abiertas deberían estar las solapas del cuello de la camisa. El nudo de la corbata cubre la totalidad del espacio que queda entre los picos de la camisa y sus extremos quedan cubiertos por las solapas de la chaqueta.

 

 CUELLOS LARGOS CUELLOS LARGOS. Las camisas con cuellos de puntas largas y solapas anchas consiguen transmitir una imagen de un cuello más corto. No obstante, nada mejor que una camisa que abotone en la parte superior del cuello para disimular este cuello largo. Aquí la camisería a medida es la mejor opción.

 

 

Fuente: www.expansion.com